VPH – Virus del papiloma humano: ¡Aprenda a protegerse antes de que sea demasiado tarde!

papiloma

El virus del papiloma humano o comúnmente conocido como VPH es un virus de transmisión sexual que afecta tanto a hombres como a mujeres y, si no se trata a tiempo, puede poner en peligro la vida porque crea un ambiente hospitalario para el desarrollo del cáncer de cuello uterino. En este artículo presentaremos los hechos más importantes sobre este peligroso virus, los primeros síntomas y su posible tratamiento.

El VPH comprende un grupo de virus que afectan al principio a la piel humana. Existen más de 100 tipos diferentes de este virus, y algunos de ellos causan verrugas comunes en las manos, los pies y muchas otras áreas diferentes de nuestra piel. Suelen ser inofensivas, no dan ningún síntoma y desaparecen por sí solas.

Cabe mencionar que 40 tipos de este virus se describen como VPH genital ya que atacan la zona genital. Este tipo de VPH es un factor de riesgo grave de precáncer y cáncer de cuello uterino. Además, también aumentan el riesgo de verrugas genitales y cambios cervicales benignos.

El contacto piel a piel es la forma más común de transmitir este virus. Además, este virus también se transmite a través de la actividad sexual con una persona infectada. Sin embargo, no se limita necesariamente a las relaciones sexuales, ya que muchas personas que se ven afectadas no muestran ningún signo o síntoma, por lo que transmiten fácilmente el virus sin ser conscientes de ello.

Otra cosa importante que debe saber es que una persona puede verse afectada por más de un tipo de VPH. Muchos expertos en salud afirman que un gran número de personas contraen su primer tipo de infección por VPH en los primeros años de la actividad sexual.

DIEZ DATOS SOBRE EL VPH QUE DEBE SABER PARA MANTENERSE SALUDABLE

  1. Como mencionamos anteriormente, el VPH se transmite a través del contacto directo de piel a piel y las relaciones sexuales no son necesarias porque cualquier tipo de actividad sexual que involucre contacto genital conducirá a la infección por VPH genital.
  2. La mayoría de las personas ni siquiera son conscientes del hecho de que están afectadas por el VPH, ya que no muestra ningún síntoma. Sin embargo, el cuerpo humano puede combatir esta infección por sí solo, siempre que el sistema inmunológico esté en su mejor momento.
  3. Aunque la mayoría de los tipos de VPH no son potencialmente mortales, sigue siendo muy peligroso ya que lo ponen en riesgo de cáncer. El virus cambia la estructura celular del cuello uterino convirtiéndolo en cáncer de cuello uterino.
  4. Según muchos estudios, las mujeres infectadas con el VPH de alto riesgo son más susceptibles a desarrollar cáncer de cuello uterino en los próximos 10 a 20 años. Es por eso que todas las mujeres deben someterse a exámenes ginecológicos de rutina.
  5. Según la Coalición Nacional contra el Cáncer de Cuello Uterino, las mujeres mayores de 30 años deben hacerse la prueba de Papanicolaou con regularidad, ya que puede detectar células anormales en el cuello uterino, que pueden provocar cáncer de cuello uterino.
  6. Otra cosa importante que las mujeres deben saber es que las infecciones en las personas mayores de 30 años tienen menos probabilidades de ser tratadas por la respuesta inmunitaria del cuerpo. Esto significa que deben visitar a su ginecólogo con más frecuencia.
  7. La Biblioteca Nacional de Medicina de los Estados Unidos (Biblioteca Nacional de Medicina de EE. UU.) Afirma que si el virus se descubre en su etapa inicial, el cáncer de cuello uterino se puede prevenir al 100%.
  8. Tanto los condones masculinos como femeninos pueden reducir el riesgo de transmisión del VPH, pero no pueden eliminar el riesgo de infección por completo.
  9. El VPH tipo 16 se ha relacionado con algunos tipos de cánceres de cabeza y cuello.
  10. Investigaciones recientes han relacionado casi el 30% de los carcinomas orales con infecciones por VPH.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *