Primeras señales de daño hepático o hígado graso que te indican que estás a punto de colapsar

El hígado es un órgano del tamaño de una pelota de fútbol americano ubicado justo debajo de la caja torácica, del lado derecho del abdomen. Se encarga de digerir los alimentos y eliminar toxinas del organismo. Hay muchos factores que pueden causarle daño como; Los virus y el consumo de alcohol.

Con el tiempo, los daños que sufre el hígado, pueden llegar a convertirse en enfermedades hepática crónicas, las mismas pueden ser hereditarias (genética) o causadas por otros factores, el daño hepático provoca cicatrización (cirrosis) que puede producir insuficiencia hepática, un trastorno que pone en riesgo la vida.

Tenemos que estar pendiente, también con nuestro peso, pues, la obesidad también esta asociada con el daño hepático. Los primeros síntomas de que nuestro hígado, no está funcionando correctamente, lo podemos ver reflejados en nuestras uñas, ojos y piel. Nuestro cuerpo es sabio y siempre nos envía señales de alerta.

En esta ocasión, compartiremos con ustedes, los síntomas más comunes, que muestran que el hígado no está funcionando de forma correcta. Si presenta uno de estos síntomas, recomendamos asistir lo más pronto posible a un especialista. Nuestro cuerpo no se equivoca al enviarnos señales de que algo anda mal. No se arriesgue y consulte a su médico.

Señales y síntomas de la enfermedad hepática

señales

Color amarillento en la piel y los ojos (ictericia)

Hinchazón y dolor abdominal

Hinchazón en las piernas y en los tobillos

Picazón en la piel

Orina de color oscuro

Heces de color pálido, o heces con sangre o de color alquitrán

Fatiga crónica

Náuseas o vómitos

señales

Pérdida de apetito

Tendencia a formar hematomas con facilidad

Recuerda, es importante que consultes de forma temprana y oportuna con un especialista, él es el único que puede informarte de que padeces.

Las enfermedades hepáticas son más comunes hoy día. Ten en cuenta los síntomas que describimos anteriormente, podrías colaborar, en que algún conocido, sea tratado prontamente, mejorando su salud.

Si este artículo, fue de interés para ti, compártelo entre tus familiares y amigos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *